¡Adiós al encrespamiento!

Las temperaturas casi bajo cero, las nieblas densas y los vientos gélidos tan comunes en invierno traen consigo una falta de hidratación que convierte nuestro cabello en indomable y rebelde, lo que genera un aspecto en ocasiones descuidado, ¡y esto es lo último que queremos!

Los gorros y bufandas de los que no nos desprendemos en estas fechas, además, encrespan nuestro pelo generando en él una electricidad estática casi constante. Y el resultado cuando nos quitamos todas las capas que llevamos encima no es, para nada, favorecedor. Pero, ¿qué podemos hacer para evitar que nuestro cabello se encrespe?

Además de aconsejarte que te centres en hacer todo lo posible para hidratar al máximo tu melena, te damos un truco de belleza que te ayudará a lucir un pelo sedoso y bajo control. Phytodéfrisant es una fórmula 99% vegetal que se ha diseñado para moldear el cabello y controlar su encrespamiento natural. Es un producto ligero, que no aporta grasa extra –lo que lo hace recomendable para todo tipo de melenas-, que no necesita aclarado y que, además, respeta y cuida la fibra capilar.
Su textura en formato gel es cómoda a la hora de aplicar y su efecto es acumulativo. Es decir, cuantas más veces lo utilices, mayores efectos notarás y de manera progresiva su acción se verá intensificada. Phytodéfrisant también rehidrata el cabello, lo fortifica y le aporta un brillo que se nota a simple vista. Todo ello sin utilizar alcohol ni químicos de ningún tipo, una fórmula perfecta para mimar tu pelo a la vez que consigues los resultados que buscas.

¿Cómo aplicarlo?

Tras el aclarado post-champú, aplica una nuez de Phytodéfrisant sobre el cabello mojado y desenreda con ayuda de un peine, repartiendo el producto mecha a mecha. Si buscas un alisado perfecto, utiliza el secador. Y si quieres mantener tu rizo, pero disciplinado, deja secar al aire.